Diarios de Intensidad

Atelier a bordo: flor de filigrana en papel

En Pullmantur queremos que sigas entreteniéndote y que saques tu lado más creativo. Si te gustan las manualidades y quieres innovar, ¡haz tu propio lienzo con flores de filigrana! Un efecto precioso, ideal para regalar o para decorar cualquier estancia de tu hogar. ¿Quieres saber cómo se hace? ¡Aquí te lo contamos paso a paso!

Tu flor de filigrana paso a paso

¿Qué materiales necesitas?

  • Tiras de papel para filigranas de varios colores, en nuestro ejemplo usaremos:
    • Morado y lavanda para el borde de la flor 1
    • Rosa para el relleno de la flor 1
    • Naranja para el centro de la flor 1
    • Verde para el tallo de la flor 1 y el de la flor 2
    • Naranja para el borde de la flor 2
    • Amarillo para el relleno de la flor 2
    • Negro para el centro de la flor 2
  • Cola blanca
  • Un enrollador
  • Un objeto cilíndrico, como el mismo bote de cola blanca, por ejemplo
  • Lienzo en blanco (o cartulina blanca, pero que tenga cierto cuerpo y peso como para aguantar todos los pétalos)

¿Cómo se hace?

Para hacer la primer flor:

  • Coge 2 tiras, una morada y la otra lavanda y une los extremos con pegamento
  • Pasa la tira doble alrededor del bote de cola, para usarlo como guía, y pon pegamento en el extremo
  • Retira la tira del bote y enrolla con tus manos hasta que quede un círculo cerrado.
  • Pega el extremo y pínzalo con los dedos hasta que las tiras tengan forma de gota. Después haz lo mismo con el otro extremo. ¡Ya tienes tu primer pétalo!
  • Coge una tira de color rosa y el enrollador: enrolla la tira hasta la mitad, más o menos. 
  • Coge el otro extremo de la tira y enrolla otro pedazo. 
  • Dobla casi en la mitad de la tira e introduce la doblez por la ranura del enrollador. Repite con otra parte de la tira hasta que te quede una mini filigrana y métela dentro del pétalo.
  • Para el segundo relleno del primer pétalo, con la mitad de una tira ya tienes suficiente: con el enrollador, enrolla primero un extremo y luego el otro. Dobla por la mitad y vuelve a enrollar.
  • Rellena el pétalo con esta segunda figura.
  • Repite estos pasos 5 veces, una por cada pétalo.
  • Coge tu fondo, lienzo o cartulina y aplica cola en forma de pétalo. Pega cada uno de los 5 pétalos para que te quede la forma de una flor.
  • Coge la mitad de la tira naranja que te has reservado para el centro enróllala con el enrollador y colócala en el centro.
  • ¡Ya solo queda el tallo! Coge la cinta verde, enrolla un extremo hacia un lado y el otro extremo hacia el otro, dobla y enrolla la dobles y repite.
  • Aplica el pegamento y coloca en la hoja. ¡Ya tienes tu primer flor!

Para hacer la segunda, el procedimiento es parecido pero tiene algunas diferencias:

  1. Coge 2 tiras, pero esta vez las dos naranjas, del mismo color. Únelas y pégalas como en los pasos 1, 2 y 3 pero, esta vez, solo pinza uno de los extremos.
  2. Para el relleno de la segunda flor, necesitarás 3 tiras de otro color, a nosotros nos ha gustado el amarillo. 
  3. Con el enrollador, gira todo el papel, ejerciendo presión, para que no quede un círculo demasiado suelto. Debes hacer 3: uno pequeño, de unos 15 mm, otro mediano de unos 20mm y otro grande, de 25 mm.
  4. Pinza uno de los extremos de cada uno de los círculos para que quede forma de gota. 
  5. Rellena el pétalo colocando las 3 gotas dentro del pétalo.
  6. Haz otros 5 pétalos y pégalos en tu lienzo o cartulina.
  7. Haz el centro de la flor con la cinta negra, igual que en el paso 12 y luego el tallo como en el paso 13.

Ahora que tienes tus flores de filigrana en papel, ¡ya puedes personalizar y darle tu estilo a cualquier estancia! ¿Dónde colocarás tu lienzo de flores DIY? ¿Nos lo cuentas?

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.